Google+ Followers

miércoles, 30 de octubre de 2013

HAIBUN

 
 
 
 
 
 
 
EL AFILADOR
EL AFILADOR
Ana escuchaba atenta lo que el afilador le contaba mientras   trataba los cuchillos que su madre le había encargado.  Éste decía que los cuchillos por él afilados se volvían mágicos,  pues una señora a la que varios maleantes quisieron robar,  al ver la hoja brillante del cuchillo con el que la señora les amenazó,  huyeron despavoridos y nunca más volvieron al pueblo.  Decía que en las carnicerías donde él prestaba sus servicios,  las clientas pedían un filete detrás de otro por lo bien cortados que estaban,  aumentando las ventas de manera considerable.  Ana pensó que sería por eso por lo que las señoras le decían a su padre cuando las atendía en su carnicería,   que nadie cortaba los filetes como él.  El afilador terminó su trabajo,  Ana llamó a su madre y esta le pagó diez reales por los cuchillos afilados,  protestando  por el precio,  pero sin conseguir rebaja alguna.  A sus ocho años,  Ana pensó que teniendo en cuenta que los cuchillos tenían poderes especiales después de afilados,  el precio por el trabajo hecho era muy bajo.

 


haiku
 
Por el pueblo
la melodia del afilador
cae la tarde
 
 
 
 
imagenes de la wueb
 
 
 
 

 

30 comentarios:

Francisco Espada dijo...

Siempre nos parece excesivo el valor del trabajo ajeno y exiguo el propio.
Un beso.

CHARO dijo...

Recuerdo con nostalgia esa figura tan entrañable del afilador anunciándose con su filarmónica.....y no hace tantos años que pasaba todavía por este pueblo aunque ya en moto.Besicos

teresa dijo...

Josefa, que recuerdos me ha traido tu comentario y que tiempos.
¿Sabes? El otro dia pasó uno por mi calle en una bici, con esta crisis se echa mano a lo que uno tiene y ha aprendido.
El haiku me ha gustado mucho, eres una gran maestra en este tipo de poesias.
Espero sigas bien. Un abrazo y hasta pronto.

Soñadora dijo...

Que bonita historia nos cuentas esta vez Josefa, gracias!

Besos,

AMBAR dijo...

Hola mi querida Josefa.
Por aqui llego con un tanto de retraso, ya he repasado esas bellas peregrinaciones y todo lo demás.
Interesante relato, de verdad que es una lata los cuchillos mal afilados, que en vez de cortar rompen, precioso el haiku.
Un buen domingo y un abrazo.
Ambar

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

!Ay los afiladores! Cómo se extrañan esos tiempos donde teníamos más contacto con lo vecinos.
Bien, tu historia refleja que no sabemos apreciar los trabajos de los demás. ¿Sabes quién lo saben apreciar?
Solo los humildes de corazón.
Gracias
Con ternura
Sor.Cecilia

Abedul dijo...

El afilador es un personaje super simpático a mi me encantaba como anunciaba su presencia...son recuerdos entrañables he disfrutado
con el, tu relato y haiku. Un abrazo de Begoña

La Gata Coqueta dijo...



Quisiera regalarte las Nubes,
para que sequen tus lágrimas cuando te sientas triste.

Quisiera regalarte el Sol,
para que tengas positiva energía
no exenta de alegría todos los días de tu excelsa vida.

Quisiera regalarte la Luna,
para que en las noches de turbados pensamientos
tengas felices sueños y tus deseos se hagan realidad.

¡¡Quisiera, quisiera…!!
Te regalo mi afecto y comprensión…
…tuyos son, tómalos.

Atte.
María Del Carmen


Humberto Dib dijo...

Una bella historia, Josefa, me has hecho recordar el sonido característico del afilador.
Un beso grande.
HD

Franziska dijo...

Me alegra ver que ya estás animada y en tu blog trabajando como siempre, incluso con tu haiku y relato.

Un abrazo. Franziska

Lola Barea dijo...

Hola querida Josefa.
Precioso tu relato, me has echo soñar con mi niñez cuando escuchaba la musiquilla del afilador. Y el huikus muy bello, gracias querida amiga por compartir tus letras y tu sabiduría. Cuídate mucho. Un fuerte abrazo para ti.
Lola Barea.

Camelia dijo...

Hola Josefa.
Hermosa historia y hermoso haiku....gracias amiga!!
Un besito...

andré de ártabro dijo...

Claro si era un afilador gallego descendiente de los sacerdotes y magos druidas que aún quedan algunos por el mundo. Haciendo milagros.
Precioso haikú.
Besos.
André

Tio Antonio dijo...

El afilador...¡Cómo se echa de menos su melodía! Ahora no se le ve mucho, y cuando por fin se le encuentra, te decepcionas al ver que su melodía procede de un aparato de música.

Saludos.

PEPE LASALA dijo...

Precioso Josefa, me ha devuelto recuerdos de la niñez, sonidos y aromas, me ha encantado, gracias. Un fuerte abrazo y buen fin de semana amiga.

José María Souza Costa dijo...

Invitación - E
Soy brasileño.
Pasei acá leendo , y visitando su blog.
También tengo un, sólo que mucho más simple.
Estoy invitando a visitarme, y si es posible seguir juntos por ellos y con ellos. Siempre me gustó escribir, exponer y compartir mis ideas con las personas, independientemente de su clase Social, Creed Religiosa, Orientación Sexual, o la Etnicidad.
A mí, lo que es nuestro interés el intercambio de ideas, y, pensamientos.
Estoy ahí en mi Simpleton espacio, esperando.
Y yo ya estoy siguiendo tu blog.
Fortaleza, la Paz, Amistad y felicidad
para ti, un abrazo desde Brasil.
www.josemariacosta.com

Xaro La dijo...

Muy bello Josefa, coronado por eso bello haiku

Un abrazo

RosaMaría dijo...

Qué linda historia. Me gusta que los cuchillos estén afilados, mi padre decía que son más peligrosos los desafilados. Hermoso haiku. Por aquí todavía suele pasar el afilador. Besos.

Rosario dijo...

Hola Josefa: preciosa historia, me has echo recordar mi niñez cuando escuchaba la música del afilador.
Dios te bendiga.
Un abrazo.

Rosario Ruiz de Almodóvar Rivera dijo...

¡¡Qué bonito el trabajo del afilador!
En tu caso es mágico, a mi también me lo parece, Especialmente por la música de la armónica que los acompañaban.
Un abrazo fuerte amiga.

fus dijo...

Impresiona tu historia porque nos hace recordar aquellos años donde el ruido del afilador era cotidiano.

un abrazo

fus

PEPE LASALA dijo...

Hola de nuevo Josefa, por aquí vengo para saludarte y desearte un feliz fin de semana.

Hada Isol ♥ dijo...

Que lindo recuerdo el del afilador de cuchillos ahora hay uno que casi ni pasa y encima afila mal! pero el de mi niñez era como el de tu historia! me encantó Josefa querida te dejo un gran abrazo!

RosaMaría dijo...

Bella y nostálgica historia, un haiku precioso. Besos.

PEPE LASALA dijo...

Por aquí pasaba de nuevo Josefa, así que te dejo mi saludo y te deseo un feliz fin de semana.

AMBAR dijo...

Hola mi querida Josefa.
Paso a saludarte, desearte una muy buena semana y darte un abrazo.
Ambar

Marina-Emer dijo...

hola querida amiga gracias por tu visita ...los versos que tengo en las publicaciones son de archivo no puedo escribir bien aun ...hacia mucho que no te veia ,cai en la ducha y he estado 45 dias inyesada y el 19 me lo quitaton pero me hacen recuperación y paso muchos dolores ,ya no te digo mas te escribo solo con un dedo y me canso mucho toda la mano que tambien estuvo con yeso
besitos Marina

Marina-Emer dijo...

gracias Josefa por tu visita y feliz navidad
besosss
MArina

Marina-Emer dijo...

gracias Josefa por tu visita y feliz navidad
besosss
MArina

Humberto Dib dijo...

Vengo a dejarte un abrazo, Josefa.
Buen domingo.
HD