Google+ Followers

martes, 28 de julio de 2009

RECUERDOS DE MI INFANCIA

En esta foto tenía tres años

El verano es la estación que más me gusta. Recuerdo que mi madre en los días de calor llenaba un barreño de agua y lo ponía al sol y estábamos deseando que nos diera permiso para poder bañarnos. Lo hacíamos por turno. Era una fiesta, mientras uno estaba dentro del barreño los otros le salpicaban de agua Así pasaba junto a mis hermanos los días mas calurosos del verano. A la caída de la tarde mi madre nos peinaba y muy arregladitos con la ropa limpia nos íbamos a la calle a jugar con los amigos.

Jugábamos a saltar la comba



El cochecito, leré
me dijo anoche, leré
que si queria, leré
montar en coche, leré
y yo le dije, leré
no quiero coche,leré
que me mareo, leré.


Al corro y al escondite

Ratón, que te pilla el gato;
ratón, que te va a pillar;
si no te pilla esta noche,
mañana a la "madruga.


Otras veces las niñas éramos espectadoras de los niños que jugaban al fútbol, en un campo improvisado en la misma calle. Que, según él trafico de personas que había, así duraba el partido, pues las personas mayores nos decían que estorbábamos. Y entonces jugábamos a otra cosa, menos molesta, para quien pasaba por la calle.
¡Qué bien lo pasábamos siempre jugando! Y no había ningún niño traumatizado ni deprimido y es que se vivía en pleno contacto con la naturaleza.
Como ya digo el verano era cuando mejor me lo pasaba por los juegos y sobre todo los baños en el barreño.
Después disfrutamos otros baños en la piscina y la playa. También con encanto. Pero no me producen tanto placer al recordarlos, como, los de mi primera Infancia.


Deseo que paséis un buen verano. Los que aun puedan bañarse, que lo disfruten, por mi parte, ahora, solo utilizo la ducha.

FELIZ VERANO




lunes, 13 de julio de 2009

FIESTA FIN DE CURSO



El martes día nueve, del pasado mes de junio celebramos, la fiesta de fin de curso, del grupo de personas mayores de mi parroquia. Fue una fiesta muy divertida pues hicimos una comedia, que tu-be el placer de dirigir. Titulada Las truchas.
La escena tiene lugar en la cocina de una casita de pueblo.
Los personajes son Un matrimonio su hija y el Señor cura.
El matrimonio celebra su décimo aniversario de Boda, como la niña no está y para no estar solos deciden invitar a comer al Señor cura.
La esposa dice que no tiene comida, el marido dice que no se preocupe, que irá a pescar truchas y como ella las hace tan bien pues que el Señor cura se irá encantado.

Mientras, Petronila que así se llama la esposa se queda arreglando la casa.
Doroteo el marido, se va a pescar y vuelve con tres hermosas truchas.

Petronila se pone ha cocinarlas y Doroteo se va a por el Señor cura.


Petronila probando, probando, se come las truchas.

Cuando viene Doroteo y el Señor cura,Petronila los recibe muy acogedora. Pero en su interior planea algo para salir del lió en el que se ha metido, al comerse las truchas. Aparte le dice al marido que se valla a por el cuchillo grande.
El marido sale. el Señor cura le dice a Petronila que se alegra mucho de haber venido pues los ve muy felices. Ella confidencialmente le dice que Doroteo últimamente no hay quien lo entienda pues le ha dado por las comidas raras.
Y que lo ha traído invitado por que quiere comerse sus orejas.


Petronila llama al marido y le dice que el Señor cura se ha comido las truchas .
Doroteo viene con el cuchillo en la mano corre detrás de él, diciendo déjeme siquiera una.
En esto aparece la niña preguntando toda asustada ¿qué pasa? Al ver a su padre corriendo detrás del Señor cura. El padre le dice que no hay truchas por que se las ha comido todas el Señor cura. La madre confiesa que ha sido ella la que se las ha comido. Pide perdón. El marido y el Señor cura, después de asustarla, diciéndole que es a ella a la que le van a cortar las orejas, la perdonan. La niña quiere cantar



El Señor cura dice, si, canta ya que no hemos comido canta, canta.

Petronila dice. No se preocupe Señor cura que cuando la niña cante, nos vamos todos a comer a un restaurante. La niña con gestos muy cómicos y con voz de niña canta con su padre. “Dí papá.”
FIN

Pasamos un rato divertido y muy agradable, por la acogida y el cariño que nos da la parroquia.
Gracias ha todos/das

martes, 7 de julio de 2009

MARTHA ROBIN(1902-1981)



El pasado jueves día dos leí en la hojita del taco del almanaque del Sagrado Corazón de Jesús una biografía que me pareció admirable y digna de compartir con todos vosotros.

Martha Robin- 1922- 1881

Fue una campesina que estuvo en cama 53 años. Se calcula que recibió en su casa a más de 100.000 personas para escucharlas, aconsejar las y alentarlas. La visita a Martha les cambió la vida a muchas de esas personas: suscitó vocaciones sacerdotales y la vida consagrada, también conciliaciones. Más de 40 obispos y cardenales fueron a ver a esta enferma, cuyo testimonio y fecundidad espiritual fueron asombrosos. Junto con el padre Fines ella está en el origen y fundación de los Foyers de Charité.
A los 16 años la alcanzó una dolorosa enfermedad (encefalitis epidémica).
Conoció la angustia y la rebelión. A los 26 años, en diciembre de 1928, al recibir los sacramentos, tuvo un encuentro místico con el sagrado Corazón de Jesús y una vida nueva invadió su corazón: el sentido de su vida enferma. Unida a la de Cristo, su vida podía convertirse en fecunda para la Iglesia y para el mundo y así fue: “El Corazón de Jesús es la morada inviolable que he escogido en esta tierra”. La ventana de su pequeña habitación estaba abierta al mundo entero.
Durante 50 años se alimentó de la Eucaristía y ofreció su vida enferma.

He hecho mi propia reflexión sobre este ejemplo de vida. He llegado a la conclusión que no importa el impedimento físico si hay voluntad de superación y de llevar la alegría y la esperanza de vivir, a las personas que nos rodean.